Consejos para un consumo responsable

  • Antes  de  comprar  algo,  reflexiona  detenidamente  si  realmente  necesitas  comprarlo o si sólo te estás guiando por la publicidad.
  •  Cada vez que compres algo, debes considerar también el impacto causado por  los residuos y la basura que genera.
  • Evita los productos de “usar y tirar”, si no son estrictamente necesarios.
  • Rechaza  las  bolsas  de  plástico  que  dan  en  supermercados  y  comercios.  Si  puedes, al hacer la compra, lleva tus propias bolsas de tela, de papel, de cartón o, incluso, las de plástico usadas anteriormente hasta que sean inservibles.
  •  Compra el contenido y no el envase.  Muchas veces se paga más por todo lo  que  implica  la  fabricación  y  la  eliminación  de  los  envoltorios,  que  se  tiran  directamente a la basura, que por el contenido.
  • Recicla antes que comprar,  muchas de las cosas que están para tirar pueden volver a utilizarse de otras maneras y formas ¡¡usa tu imaginación!!
  • Evita  las  latas  y los  productos muy envasados.  Las  fiambreras  y  los tarros  de  cristal  son  una forma  más  ecológica  que  guardar  los  alimentos  en plástico  y  aluminio.
  • Dar prioridad a productos con envases retornables o reutilizables.
  • Si utilizas artículos desechables, que sean de materiales compostables, biodegradables  o,  en  todo  caso,  reciclables.  Por  ejemplo  platos,  vasos,  cubiertos, bolsas,  bolígrafos  desechables  de  materiales  compostables,  como  bioplásticos en lugar de plásticos.

Puedes encontrar más información: http://www.lineaverdemunicipal.com/consejos-ambientales/consumo-responsdable-habitos-de-consumo.pdf

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *